Publicado en Destacado, NACIONAL.

Luis Daniel Velasco Mata, un recluso del Centro Varonil de Reinserción Social Santa Martha Acatitla, consiguió titularse como ingeniero civil por la UNAM, rindiendo protesta en una ceremonia realizada el viernes 9 de septiembre.

“Mi objetivo es demostrarles que sí se puede”, dijo Luis Daniel a UNAM Global TV. “Que sí se puede lograr algo más, aún estando aquí podemos tener una vida digna”.

Originario de Xochimilco, este hombre de 29 años de edad fue detenido en octubre de 2021 por delitos menores y condenado a cuatro años de prisión. “Realmente pensé que todo estaba perdido”, dijo Luis Daniel, quien se vio obligado a abandonar sus estudios unos años antes por problemas de adicciones.

Luis Daniel, sin embargo, tuvo oportunidad de acceder al beneficio de la libertad anticipada si se inscribía al Centro Escolar ‘Valentín Campa Salazar’ con el objetivo de reanudar su trayectoria académica.

Mediante un comunicado, la UNAM explicó que este centro escolar abre las puertas para adquirir conocimientos y habilidades técnicas durante la reclusión para luego poder desempeñarse en actividades productivas al ser reinsertado en la sociedad.

Una segunda oportunidad desde prisión

“Cuando ingresé aquí ya nada más debía dos materias para terminar [con los créditos] de mi historial académico; ya había hecho todos los trámites de titulación, del servicio social, el diplomado y examen de inglés”, relató Velasco Mata.

Al tomar en cuenta los créditos que tenía, las autoridades del centro penitenciario apoyaron a Luis Daniel para que pudiera concluir las materias que le faltaban e iniciar los trámites de titulación. “Si yo hubiera seguido el camino que llevaba, ya estaría muerto, estaba cayendo y no me daba cuenta. Aquí descubrí mi carácter y sé qué camino debo seguir”, refirió.

La Máxima Casa de Estudios informó que 14 personas recluidas en centros penitenciarios de la Ciudad de México han logrado titularse por la UNAM desde que inició este programa en 2007.

“Me siento muy feliz por haberlo logrado y espero que sea una motivación para mis compañeros que viven aquí en reclusión”, dijo Luis Daniel, quien da clases a nivel bachillerato de Matemáticas e Inglés a sus compañeros.

Una vez titulado, Luis Daniel tiene la esperanza de ver reducida su condena a solo un año y, al salir, ejercer como ingeniero civil en el aérea de Sistemas de Transportes o cursar una maestría.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.