Publicado en Destacado, Especial, NACIONAL.

El Instituto de Medicina Genómica (Inmegen) detectó el primer caso de ‘Centauro’ o ‘Centaurus’, del linaje de preocupación ómicron de COVID-19, denominada BA.2.75, en una mujer de 43 años, de la Ciudad de México, y cuyo caso se encuentra bajo vigilancia epidemiológica.

Se trata de una paciente mujer, que acudió al laboratorio de Salud Digna el 31 de agosto pasado y el 12 de septiembre, según informó el Inmegen en la plataforma GISAID (Global Initiative on Sharing All Influenza Data), dando como resultado el primer caso detectado con esta variante.

Cabe señalar que dicha subvariante fue identificada en la India a principios de junio y se ha propagado a Australia, Alemania, Nueva Zelanda, Reino Unido, Bélgica, Croacia, Dinamarca, Italia, Grecia, Francia, Portugal, España, Suiza, Rusia, Israel, entre otros.

De acuerdo con el GISAID, en el mundo hay seis mil 823 casos con ese linaje BA.2.75, detectado el pasado 15 de junio en la India, y de estos, 708 se ubican en el continente americano, siendo los más afectados Estados Unidos y Canadá, luego Martinica y ahora México con un caso oficial.

Ricardo Teijeiro, infectólogo, miembro de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI), indicó que la nueva subvariante de ómicron BA.2.75 (que surgió también de BA.2) como BA.4, BA.5 producen más contagios, especialmente entre pacientes con trastornos inmunológicos, además de que se replica más tiempo en un organismo propiciando nuevas mutaciones.

 

Fuente: Milenio / Foto: Archivo / JAC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.