Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Las autoridades han pedido a la población que mantenga un alto nivel de hidratación, que cierre las cortinas de casa y no se exponga al sol en la mitad del día, y también que evite viajar a menos que sea absolutamente esencial.

La Oficina de Meteorología del Reino Unido (Met, en inglés) situó este lunes a Inglaterra en alerta roja por la ola de calor y avisó que las temperaturas pueden superar los 40 grados centígrados, lo que supondrá un récord para este país.

La alerta roja, la primera de este tipo emitida por Met, se mantendrá también el martes, mientras que el resto del territorio del Reino Unido permanece en alerta ámbar -una menos que la roja- por las elevadas temperaturas.

Las temperaturas más altas registradas hasta ahora en el Reino Unido se localizaron en Cambridge en 2019, cuando el termómetro marcó 38,7 grados centígrados.

Las autoridades británicas han avisado que Londres puede ser hoy la ciudad más calurosa del país.

Esta ola de calor “excepcional” puede tener impacto “en las personas y la infraestructura”, indicó la Met.

Las autoridades han pedido a la población que mantenga un alto nivel de hidratación, que cierre las cortinas de casa y no se exponga al sol en la mitad del día, y también que evite viajar a menos que sea absolutamente esencial.  

En el caso de la capital británica, Transport for London (TfL), que opera la red del transporte de la ciudad, pidió también que la gente no viaje a menos que sea esencial ya que anticipa cancelaciones y retrasos en los trenes del metro.

El Gobierno celebró el fin de semana una reunión de emergencia Cobra, integrada por representantes de varios departamentos, para evaluar la respuesta de las autoridades ante esta ola de calor.

Las autoridades han pedido a la población que mantenga un alto nivel de hidratación, que cierre las cortinas de casa y no se exponga al sol en la mitad del día.  

El director de la Met, Paul Davies, advirtió hoy que la noche del lunes puede ser “muy opresiva” porque será difícil poder dormir por el calor y admitió estar “realmente preocupado” de que las temperaturas en el país lleguen a los 41 grados.

“Estaremos preocupados por mañana porque hay una buena posibilidad de que lleguemos a los 40 o 41 grados, y con ello todas las condiciones para la salud que se producen por las altas temperaturas”, agregó Davies a la cadena Sky News. 

 

 

 

Con información de EFE

KAH

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.