Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Una persona privada de su libertad en Reino Unido falleció de covid dentro de una prisión. El hombre no habría reportado sus síntomas por miedo a recibir bullying por parte de los demás presos.

Trevor Ferguson era un hombre de 60 años de edad y había sido sentenciado a 17 años de prisión.

Su fallecimiento por covid ocurrió en diciembre del 2020. Sin embargo, una nueva investigación ha sacado a la luz múltiples detalles sobre las circunstancias de su muerte.

Un informe elaborado por el Defensor del Pueblo de Prisiones y Libertad Condicional del Reino Unido (PPO, por sus siglas en inglés) afirma que muchos presos no informaron sobre sus síntomas “para que no fueran responsables del cierre de toda la unidad”.

“Para evitar ser detectados, enviaban a otras personas a recoger sus comidas”, se lee en el informe.

Al respecto, un funcionario declaró que “es la clase de dinámica que puede darse entre los reos y no parece imposible”. En el caso de Trevor Ferguson, una oficial declaró que él admitió que no informó a tiempo sobre sus síntomas por miedo a la presión de sus compañeros.

Las sospechas sobre su salud comenzaron el 25 de noviembre del 2020. En esa fecha había presentado escalofríos y tos.

Para el 29 de noviembre su situación se volvió crítica y fue hospitalizado. Falleció el 9 de diciembre.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.