Publicado en Destacado, NACIONAL, socieda-espectaculos.

El guardaespaldas abordó una camioneta y huyó del restaurante con la pistola, donde ocurrió el asesinato

Jesús “N”, presunto asesino de la cantante Yrma Lydya, prometió hacer rico a su escolta si desaparecía el arma usada en el crimen.

Por eso, el guardaespaldas abordó una camioneta MG roja y huyó del restaurante, donde ocurrió el asesinato.

Este es el seguimiento que la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJCDMX) hizo del escolta, a través de su teléfono celular.

Después de dejar la camioneta en Jardines del Pedregal, el hombre escapó a los Reyes la Paz y su última conexión reveló que podría esconderse en el municipio de Chimalhuacán, Estado de México.

Según las investigaciones de la Fiscalía, Jesús “N”, vinculado ya a proceso por el feminicidio de Yrma Lydya, le ordenó al escolta desaparecer el arma, un calibre 57 milímetros que fue detonada tres veces contra la víctima.

Todo bajo la promesa de hacerlo rico.

Jesús “N” mintió y dijo que su trabajador fugado se llamaba Omar, pero ahora las autoridades lo identifican como “Máximo”, aunque pudiera no ser su nombre real.

En las próximas horas podría girarse una orden de aprehensión contra él.

Durante la audiencia de ayer, salió a relucir que Jesús “N” tenía alrededor de 15 armas de distintos calibres en su residencia del Pedregal.

En los próximos días se prevé solicitar un cateo a dicho domicilio, así como el de sus empleados ligados al crimen.

 

 

Con información de Antonio Nieto.

RAMG

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.