Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Su madre le habría entregado el arma con la que se cometió el crimen

Una niña de 10 años asesinó de un disparo a una mujer que estaba peleando con su mamá. El arma con la que se cometió el crimen se la habría entregado su propia madre.

Los hechos ocurrieron el pasado 30 de mayo, en Orlando, Florida, durante el Día de los Caídos. Aquel día Lashun Rodgers, de 41 años de edad, tenía una carne asada en el patio del condominio donde vivía.

Cerca de las 12 de la noche, Lakrisha Isaac, de 31 años, se habría acercado a Rodgers y la habría abofeteado. Según testigos, la mujer se encontraba en estado de ebriedad.

Rodgers abofeteó de vuelta a Isaac, lo que dio inicio a una pelea en el patio del edificio de departamentos. En algún punto de la pelea, Lakrisha Isaac entregó a su hija su bolsa, donde se encontraba su arma.

La menor sacó la pistola y disparó en dos ocasiones contra Lashun Rodgers. La mujer fue trasladada por paramédicos a un hospital de Orlando, donde falleció.

Esa noche la policía local detuvo a Lakrisha Isaac y puso bajo resguardo a su hija. Isaac enfrentaría cargos por homicidio involuntario, negligencia infantil, asalto agravado con arma de fuego y contribución a la delincuencia de un menor.

Su hija se encuentra bajo las custodia de las autoridades de Florida. Aún no se ha decidido si se presentarán cargos en contra de ella; la decisión recaerá sobre la Oficina del Fiscal del Estado.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.