Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Las fuertes lluvias registradas entre viernes y sábado al noreste de Brasil, han dejado al menos 35 personas muertas, debido a los aguaceros que azotaron dos importantes ciudades en la costa atlántica.

El estado de Pernambuco informó a través de Twitter que al menos 33 personas habían muerto hasta la tarde del sábado tras lluvias que provocaron deslizamientos de tierra que arrasaron barrios urbanos en las laderas, mientras que 765 personas se vieron obligadas a abandonar sus hogares, al menos temporalmente.

En tanto, en el estado de Alagoas habían registrado dos muertes, según el servicio federal de emergencias de Brasil.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.