Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Representantes de la Unión Europea, el gobierno de Estados Unidos y la ONU condenaron el viernes el brutal ataque con misiles a una estación de tren en Kramatorsk, Ucrania, en el marco de la invasión rusa.

Las Naciones Unidas calificaron el ataque y otros sucedidos días atrás como «completamente inaceptables» y «violaciones graves del derecho internacional humanitario y del derecho internacional de los derechos humanos, por las cuales los perpetradores deben rendir cuentas».

El portavoz de la ONU, Stephane Dujarric, reiteró el llamado del secretario general Antonio Guterres a un «fin inmediato de esta guerra brutal».

Al menos 52 personas han muerto en el incidente, informó Pavlo Kirilenko, jefe de la administración militar regional de Donetsk, en una publicación en línea.

«El ataque de hoy en una estación ferroviaria de Ucrania mató e hirió a muchísimos civiles que esperaban ser evacuados, incluidas mujeres, niños y personas mayores», tuiteó el propio secretario general Guterres más tarde. «Esto es una flagrante violación de la legislación internacional de derechos humanos y humanitarios. Los perpetradores deben pagar las consecuencias».

Funcionarios de la red ferroviaria de Ucrania dijeron que entre los muertos hay cinco niños, y que al menos 87 personas resultaron heridas en el ataque a la estación en el este de Ucrania que estaba siendo utilizada para evacuar a civiles.

La Unión Europea promulgó formalmente más sanciones a Rusia el viernes, cuando la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, y el jefe de política exterior de la UE, Josep Borrell, viajaron a Kiev en una muestra de apoyo al presidente de Ucrania, Volodymyr Zelenskyy.

Las nuevas medidas incluyen la prohibición de las importaciones de carbón, madera y productos químicos y el bloqueo de todas las transacciones con cuatro bancos rusos.

Von der Leyen dijo que los asesinatos de civiles muestran el «rostro cruel» del ejército del presidente ruso Vladimir Putin, informó Reuters. «Lo impensable ha sucedido aquí», dijo la funcionaria europea.

Se cree que dos misiles golpearon la estación en Kramatorsk. El gobernador de la región de Donetsk dijo que, en el momento del ataque, miles de personas estaban en la estación tratando de irse a áreas más seguras mientras la región se prepara para una gran ofensiva rusa, informó Reuters.

Rusia ha negado su participación en este último hecho, así como en de las ejecuciones desveladas a inicios de semana en Bucha, a las afueras de Kiev, la capital.

La Casa Blanca dijo el viernes que la Administración Biden apoyará las investigaciones del ataque a una estación de tren en Ucrania que, según las autoridades, estaba repleta de mujeres, niños y ancianos refugiados.

En Washington, un alto funcionario de Defensa dijo que Estados Unidos «no se traga la negación de los rusos de que no fueron los responsables» y creía que el gobernador regional de Dónest, Pavlo Kyrylenko, identificó correctamente el origen de un misil utilizado en el ataque.

El ministro de Relaciones Exteriores de Ucrania, Dmytro Kuleba, calificó el ataque de «matanza deliberada».

 

Fuente:VOA/Foto:Archivo/JAC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.