Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

El Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) reportó un aumento del nivel de contaminación radiactiva en la antigua central nuclear de Chernóbil, la cual estuvo tomada por tropas rusas hasta el 31 de marzo, aunque indicó que sigue estando dentro de los límites habituales.

Asimismo, la agencia dependiente de la ONU señaló que autoridades ucranianas trabajan para restablecer gradualmente el control de seguridad nuclear y radiológica en el lugar, pero cuentan con poco personal para el mantenimiento y reparación, labores que se interrumpieron cuando las fuerzas rusas ocuparon la planta el 24 de febrero.

A través de un nuevo informe de la situación para el OIEA, Ucrania se refirió a un «aumento del nivel de contaminación radiactiva (…) debido al incumplimiento de los requisitos de seguridad radiológica y de los estrictos procedimientos de acceso», aunque aseguró que la radiación sigue «dentro de los límites» de esta instalación, donde en 1986 tuvo lugar el peor accidente nuclear de la historia.

Las autoridades ucranianas no han podido aún restablecer algunos equipos, como los sensores de radiación, debido a la falta de personal, algo que puede «provocar el fallo de otros sistemas y componentes importantes para la seguridad», señaló el OIEA en un comunicado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.