Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

El rober de China será dirigido al objeto los próximos 2-3 días lunares. Esta misión es la primera en explorar el lado oscuro de la Luna.

El rover Yutu 2, de la Administración Espacial Nacional de China, observó un objeto metálico en el lado oscuro de la Luna que se encuentra en esta inexplorada zona de nuestro satélite.

La organización quiere averiguar, por lo que ahora dirigirán el vehículo robótico a la zona para determinar con precisión de qué se trata.

Yutu 2, el rover chino que se encuentra en lado oscuro de la Luna desde 2019, estaba realizando una labor de observación habitual el pasado noviembre cuando, inesperadamente, su cámara captó un misterioso objeto cúbico a la distancia.

La poca claridad de la imagen complica definir exactamente qué es. También es cierto que no es habitual que los rover avisten objetos mientras se encuentran en el satélite natural.

La Administración Espacial Nacional de China (CNSA, por sus siglas en inglés) la describe como una “casa misteriosa”. En otro acercamiento a la imagen se pueden ver una silueta que tiene similitud con una portería.

Nueva misión para investigar al objeto

La CNSA planea que Yutu 2 emprenda una nueva misión para averiguar qué es.

El siguiente objetivo de Yutu 2 en la Luna será, entonces, acercarse al objeto. Este se encuentra a 80 metros de distancia, aproximadamente. Los expertos calculan que al vehículo le tomará entre dos y tres meses para ubicarse en una posición adecuada con el fin de obtener datos más precisos.

Por su reducida velocidad y los obstáculos que tiene por delante.

Podría ser tan solo una roca

Una opción que empieza a ganar fuerza durante las últimas horas es que podría ser tan solo una roca que quedó expuesta tras un impacto sobre la Luna.

El rover Yutu-2 ha estado explorando el lado oscuro de la Luna desde principios de 2019 como parte de la misión de aterrizaje lunar Chang’e-4 de China.

Esta misión es la primera en explorar el desconocido lado oscuro de la Luna. La misión incluye un explorador, o rover lunar, llamado Yutu 2, que está equipado con un espectrómetro de radio de baja frecuencia para ayudar a los científicos a comprender “cómo se encendieron las primeras estrellas y cómo nuestro cosmos emergió de la oscuridad después del Big Bang”, según la agencia de noticias oficial de China, Xinhua.

No es el único hallazgo

 

No es el único hallazgo sorprendente de Yutu-2. En 2019 el vehículo descubrió una sustancia “similar a un gel” dentro de un cráter. Aunque en un principio también se especuló sobre su posible (e indeterminado origen), finalmente la sustancia resultó ser una roca de aspecto vidrioso.

La misión Chang’e-4 representa la primera exploración superficial del lado lejano de la Luna. El trabajo del rover ha ayudado a los científicos a aprender sobre lo que está sucediendo con la geología debajo de la superficie lunar.

Ninguna sonda ni ningún módulo de exploración se habían posado nunca antes en la superficie de la cara oculta de la Luna.

China también tiene previsto lanzar su primera sonda a Marte a fines de esta década, según un documento técnico sobre las actividades espaciales de China publicado en 2016. También pretende construir su propia estación espacial en 2022, informó Xinhua.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.