Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Polonia utilizó cañones de agua en respuesta a los migrantes de Bielorrusia que lanzaron piedras contra la guardia fronteriza.

Autoridades de Polonia utilizaron cañones de agua para dispersar a los migrantes que lanzaban piedras contra la guardia fronteriza en el límite con Bielorrusia.

Miles de migrantes se reunieron en la frontera de Polonia con Bielorruria en un intento de llegar a la Unión Europea (UE), lo que desató una ola de caos y agresiones entre las personas y los guardias fronterizos que intentaron retenerlos del otro lado de la frontera.

Las autoridades polacas compartieron un video en el que se muestra cuando los guardias apuntaron el cañón de agua contra los migrantes a pesar de las bajas temperaturas, para mantener la calma tras una nueva escalada de crisis en el campamento improvisado de los migrantes.

“Atención, atención, si no siguen las órdenes, se usará la fuerza contra ustedes”, se escuchó decir a uno de los guardias fronterizos, mientras los migrantes lanzaban piedras y otros objetos hacia el otro lado de la frontera.

Posteriormente, el Ministerio Interior de Polonia informó que uno de los oficiales resultó gravemente herido por un objeto que lanzaron los migrantes, por lo cual, el hombre se encontraba en el hospital con una fractura de cráneo.

El Ministerio añadió que sus policías fueron atacados con piedras y otros objetos por las fuerzas bielorrusas en un intento de destruir las cercas fronterizas que dividen a los dos países. Incluso, compartieron otro video en el que se aprecia a los migrantes tratando de derribar la valla.

Anna Michalska, vocera de la Guardia Fronteriza de Polonia detalló que en el cruce hay cerca de dos mil migrantes, pero “apenas un centenar participó del ataque a las fuerzas polacas”.

La UE afirmó que Bielorrusia está animando a los inmigrantes a cruzar la frontera en venganza por las sanciones impuestas por la represión de las protestas del año pasado contra la impugnada reelección del presidente Alexander Lukashenko.

A lo que Bielorrusia respondió que dichas afirmaciones son “absurdas”. El Ministerio de Defensa polaco afirmó en un tuit que las autoridades bielorrusas entregaron a los inmigrantes granadas de sonido para que las lanzaran contra los soldados y guardias fronterizos polacos.

Bielorrusia investigará ataque a migrantes en frontera de Polonia

En respuesta a los cañones de agua utilizados por Polonia para mitigar a los migrantes, el Comité de la Guardia Fronteriza bielorrusa anunció que investigará el empleo de la fuerza utilizada por los polacos.

“Se consideran acciones violentas contra individuos que están en el territorio de otro país”, dijo el vocero del comité, Anton Bychkovsky, a una agencia de noticias estatal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *