Publicado en Destacado, INTERNACIONAL, Principal.

Un nuevo estudio sobre restos fósiles hallados en 2009 en el desierto de Atacama (Chile) han permitido identificar un enigmático “dragón volador” del Jurásico por primera vez en el Hemisferio Sur.

Una cola alargada terminada en una punta con forma de rombo y dientes puntiagudos dirigidos hacia el frente son algunas de las peculiares características de los ranforrincos.

Definidos en los primeros estudios como propios de un animal marino, análisis posteriores permitieron determinar que el espécimen descubierto era un extraordinario reptil volador del período Jurásico.

Según Jonathan Alarcón, que es paleontólogo, las piezas preservadas de este ejemplar son suficientes para determinar que se trata de un pterosaurio de gran envergadura para esa época.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *