Publicado en Destacado, ESTATAL.

El señor Ángel Espinoza tiene 69 años, vive en Casas Ara en la ciudad de Veracruz. En el 2020 se trató de afiliar al padrón del programa 68 y Más para recibir los beneficios de la pensión.

Acudió en agosto de 2020 y le dijeron que lo darían de alta, después que en diciembre, pero fue hasta febrero de 2021 cuando le aceptaron la documentación, después de tantas vueltas le dijeron que no lo pueden incorporar porque sólo tiene un apellido.

“Me salieron con que, como yo me llamo Ángel Espinoza y nomás tengo un solo apellido, que no me pueden incorporar al programa de 68 y Más porque nada más tengo un apellido, que tiene que ver eso, no soy culpable de que mi papá me haya abandonado, soy mexicano, cuando yo trabajé pagaba impuestos”.

Ante su situación, el señor Ángel pide la intervención del delegado federal, Manuel Huerta Ladrón.

“Yo quiero que le pregunten al señor Manuel Huerta Ladrón de Guevara, si es cierto eso que los que nomás tenemos un apellido no tenemos derecho a que nos incorporen al programa”.

El señor Espinoza comentó que su pensión es muy baja y no le alcanza para mantener a su familia, pues trabajaba de empacador en un supermercado, pero cuando el municipio regresó al rojo del semáforo epidemiológico los regresaron a casa, ahora tiene dos meses que no labora.

“Si somos mexicanos, tenemos derechos también y no he podido trabajar, tengo más de dos meses que no trabajo porque estamos en rojo, si yo estuviera trabajando no pidiera, como dice el señor, el otro día dijo, nomás están estirando la mano, no, no  estamos estirando la mano pero necesitamos apoyo”, concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *