Publicado en Destacado, NACIONAL.

Tras el colapso de la Línea 12 del Metro entre las estaciones Tezonco y Olivos, en redes sociales se viralizó el video de un joven en condición de calle que vivía bajo la obra y narró, desde su perspectiva, los hechos. Ahora miles de usuarios lo buscan para brindarle apoyo económico y material.

Miguel Córdova Córdova es un joven que vive en condición de calle y hacía del puente entre la estación Tezonco y Olivos su hogar. Tras el desplome de esta estructura contó a las redes sociales cómo se enfrentó a este trágico hecho en primera línea.

Su testimonio, viralizado rápidamente por diversos usuarios, acumuló hasta 2 millones de reproducciones y provocó que miles de personas se dieran a la tarea de buscarlo para poder ofrecerle una ayuda económica y material.

“Eran más o menos como las 10 de la noche cuando se escuchó como si tronara un fierro, se cimbró la banqueta… Se cimbró bien feo y tronó y se movió… De repente íbamos corriendo y nos caímos porque se vino el cimbraderogrande, y se vio cómo se vino el Metro hacia abajo, en dos, se hundió. Una desesperación de gente, horrible, no le deseo a nadie que lo vea”, detalló.

Este testimonio, uno de los más cercanos a la tragedia en el Sistema de Transporte Colectivo, también permitió conocer que son varios los jóvenes en condición de calle que viven en zona de Tláhuac y ahora se desplazarán a otras calles para regufiarse.

Pese a que la conversación también fue criticada por el asombro que algunas figuras públicas tuvieron ante “un joven elocuente que gana 20 pesos y vive en la calle” y emitieron, según otros usuarios, comentarios clasistas, hubo quienes destacaron que  Miguel Córdova, y los jóvenes viviendo bajo la L12,

Cabe señalar que el joven también detalló que tiene 10 de vivir en la ciudad y que actualmente se dedica a vender botellas de plástico y latas. Su “salario” se estima entre los 20 y 30 pesos diarios, por lo que el funcionario, Simón Levy, le ofreció un apoyo de 8 mil pesos mientras que otros le propusieron una vacante laboral.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *