Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

La Agencia Europea de Medicamentos determina que los coágulos deben ser considerados como efectos secundarios ‘muy raros’ de la vacuna de Johnson & Johnson, y que se debe advertir de ellos

La Agencia Europea de Medicamentos (EMA) reconoció este martes que los coágulos sanguíneos deben ser considerados como efectos secundarios «muy raros» de la vacuna contra el covid-19 de Johnson & Johnson, cuyos beneficios siguen siendo mayores a los riesgos.

La decisión del organismo regulador europeo se produce pocos días antes de que las autoridades sanitarias estadunidenses se pronuncien sobre el inmunizante de Johnson & Johnson, en un momento en que la vacunación se extiende a toda la población de Estados Unidos.

La EMA, con sede en Ámsterdam, reconoció «un posible vínculo» entre la vacuna de este laboratorio estadunidense y casos registrados de coágulos sanguíneos, que deben ser incluidos como «efectos secundarios muy raros» del fármaco.

Es una decisión importante, ya que varios países europeos cuentan con esta vacuna para acelerar su campaña de inmunización.

En Estados Unidos la vacuna Johnson & Johnson debería recibir una nueva autorización, quizás acompañada de «restricciones», según el consejero médico de la Casa Blanca, Anthony Fauci, quien señaló que el viernes se hará un anuncio.

Las autoridades sanitarias de Estados Unidos recomendaron la semana pasada «una pausa» en el uso del fármaco de J&J tras la aparición de casos graves de coágulos sanguíneos en varias personas.

Esa vacuna tuvo un nuevo contratiempo en Estados Unidos, donde las autoridades reguladoras ordenaron el lunes la paralización de la producción en una fábrica, donde previamente se habrían dañado 15 millones de dosis del medicamento.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *