Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Fue la invitada perfecta en la boda de Meghan y Harry, pero su debut en el mundo de la moda tuvo lugar el pasado mes de febrero con Dolce & Gabbana

La aparición de Kitty Spencer en la boda real fue absolutamente cautivadora. La sobrina de Lady Di asistió como invitada a la boda de Meghan Markle y el Príncipe Harry el pasado sábado, convirtiéndose en una de las más acertadas del evento. Kitty Spencer acudía a la boda del año con un vestido de corte midi y estampado floral en la falda que firmaba Dolce & Gabbana.

Sin embargo, no era la primera vez que la veíamos como protagonista de un acto público. Su debut en el mundo de la moda tuvo lugar el pasado mes de febrero en el desfile de la misma firma, donde Spencer paseó sobre la pasarela en un espectáculo protagonizado por los jóvenes más influyentes del mundo.

El debut de Kitty Spencer en D&G

El desfile Millennials de Dolce & Gabbana, que en sus últimas ediciones ya había contado con los jóvenes más influyentes en redes sociales de todo el mundo, esta vez fue más allá e incorporaba un nuevo gremio en sus filas: la nueva generación de royals también ha desfilado para la firma italiana. Si en la semana de la moda de Londres veíamos al nieto de Enrique de Dinamarca sobre la pasarela de Burberry, Dolce & Gabbana ha contado con otro rostro muy especial de la dinastía europea, la sobrina de Lady DiKitty Sprencer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *