Publicado en Destacado, NACIONAL.

Ciudad de México. El presidente Andrés Manuel López Obrador respaldó hoy la reciente Ley General de Educación Superior que establece la gratuidad en ese nivel educativo, cancelando las cuotas que se pagan en algunas universidades.

Reconoció que un incremento presupuestal es necesario, pero dijo que “se tiene que hacer un esfuerzo en universidades públicas para que se administre con honradez el presupuesto, que no se roben el dinero”.

Durante su conferencia de prensa, pidió a las universidades -con respeto a su autonomía – “que haya austeridad republicana, tiene que haber un movimiento al interior para que no haya corrupción y honestidad en el presupuesto en universidades, lo que va a permitir garantizar la gratuidad, quitar las cuotas.

«Es un esfuerzo que tienen que hacer las universidades. Ya no la estafa maestra, ya no que haya caciques que manejen universidades públicas en los estados. Es una vergüenza que universidades grandes de estados importantes estén manejadas por una persona, sean de un solo hombre“.

Al considerar que el espíritu de la nueva ley es que los jóvenes tengan acceso a la universidad pública sin cuotas que a veces no se pueden pagar, sin mencionar a ninguna institución, el presidente aseveró que “no es que esa persona (que maneja una universidad) es el rector, pero es el que manda desde hace años y manejan el presupuesto de manera discrecional y a la vista de todo mundo.

«Hasta los premian en España, les entregan premios los reyes. Eso se tiene que terminar, tiene que haber transparencia y honestidad y garantizar derecho a la educación”.

Públicas y privadas

Destacó que durante el sexenio de Carlos Salinas se acotó la obligatoriedad del Estado para asegurar la gratuidad de la educación, al restringirla sólo al nivel básico, con lo que se abandonó la responsabilidad en los niveles medio superior y superior y se abrió la puerta para el crecimiento de las universidades privadas.

Sin embargo, destacó que el aumento de la matrícula universitaria privada se estancó recientemente, porque aun cuando las colegiaturas sean muy baratas, de 4 o 5 mil pesos, una familia de un obrero no puede pagarla.

Si se puede, con poco presupuesto, garantizar el que puedan estudiar los jóvenes, que no sean rechazados, ahí está el caso de las universidades Benito Juárez, 140 universidades públicas, mil millones de pesos, expuso López Obrador, en relación a ese proyecto de su gobierno.

«Si se compara con otras universidades, resulta que es un presupuesto reducido para el número de estudiantes que están atendiendo. Hay que revisar esto bien y seguir ayudando con las becas. Vamos a mantener apoyo de becas a mas de 300 mil pesos a jóvenes universitarios”, agregó

Más adelante, ante una pregunta sobre el control de algunos sectores universitarios de las instituciones públicas, el presidente expresó su recelo por el consenso alcanzado en la aprobación de la ley: “Me llamó la atención de que hubo consenso, y le tengo cierto temor a los consensos. Tiene que ver con la democracia, pero muchas veces el consenso significa complacer a todos.. todos estaban satisfechos».

«Tres años consecutivos, consenso en el presupuesto nacional, ni un solo voto en contra” porque ahí surgieron los moches, dijo López Obrador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *