Publicado en Deportes, Destacado, INTERNACIONAL.

Raúl Jiménez se reencontró con sus compañeros en el entrenamiento del Wolverhampton, luego de aquella fractura de cráneo que sufrió en el partido ante el Arsenal en Premier League.

El delantero mexicano llegó al campo de Sir Jack Hayward con una sonrisa y enseguida fue abrazado por todo el plantel, reportó el club.

Jiménez presenció parte de la sesión junto al entrenador Nuno Espirito Santo, antes de regresar a su casa, donde está convaleciente desde que fue dado de alta del hospital la semana pasada.

Este fin de semana el Wolverhampton enfrentará en casa al Aston Villa y se tiene preparada una pancarta gigante en apoyo de Jiménez, financiada por aficionados de todo el mundo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *