Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

La oficina regional de la OMS manifestó el jueves una profunda preocupación después de que Europa volvió a registrar su incidencia semanal más alta de contagios de COVID-19, mientras que la canciller alemana Angela Merkel advirtió de “un invierno difícil”, Francia se preparaba para un nuevo confinamiento por un mes y las Cortes Generales de España ampliaron el estado de emergencia.

Durante una reunión con los ministros de salud europeos, el director de la OMS para la región, Hans Kluge, dijo que las “hospitalizaciones han aumentado a niveles no vistos desde la primavera” boreal y ha habido un incremento de más de 30% en las muertes. Subrayó que Europa ha reportado más de 10 millones de casos de coronavirus y “se encuentra en el epicentro de esta pandemia una vez más”.

A riesgo de sonar alarmista, debo decir que estamos realmente preocupados”, afirmó Kluge.

Al término de una cumbre virtual de la UE, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, declaró que el aumento de los contagios “es muy grave. Los casos están aumentando. Las hospitalizaciones están incrementándose. Las muertes van en aumento, por fortuna no tan rápido… pero la propagación abrumará a nuestros sistemas sanitarios si no actuamos con urgencia”.

Von der Leyen informó que Bruselas pondrá 220 millones de euros (257 millones de dólares) a disposición para ayudar a los países de la UE a organizar el traslado transfronterizo de pacientes infectados. Durante la reunión, los funcionarios abordaron cómo coordinar mejor sus pruebas para el virus, rastreo de contactos y planes de vacunación, a pesar de las discrepancias entre sus países en cuanto a imponer confinamientos totales o parciales.

Horas antes, Merkel dijo ante el parlamento alemán que su país enfrenta “una dramática situación al comienzo de la temporada de frío”.

Fuente: Excelsior

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *