Publicado en Destacado, NACIONAL.

CIUDAD DE MÉXICO.

En medio de la petición de varios gobernadores de cambiar el pacto fiscal para obtener más recursos federales, destaca que, en promedio, 35 mil 79 millones de pesos anuales dejaron de ingresar a las arcas de las entidades federativas desde que se les trasladó la responsabilidad del cobro de la Tenencia Vehicular, es decir desde 2012.

Excélsior calculó, a partir de datos de la Secretaría de Hacienda y del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, que las entidades federativas desaprovechan la Tenencia Vehicular a tal punto que, de cobrarlo como se hacía cuando el impuesto era federal, podrían incrementar 12.6% sus ingresos propios.

Asimismo, el monto representa cinco veces lo que la Federación transfirió a los estados por concepto de convenios de reasignación desde 2012, promedio anual.

En valores absolutos, las entidades más afectadas han sido la Ciudad de México, con 6,923 pesos anuales que dejó de recaudar, seguida de Jalisco con 4,203 millones de pesos anuales, y luego Estado de México, con 3,448 millones de pesos.

En términos relativos, Jalisco es el más perjudicado, pues su pérdida recaudatoria equivale al 42.6% de sus ingresos propios, seguido de Michoacán con 36.2% de sus ingresos, Morelos con 34.8% de sus ingresos en el periodo de referencia.

El cálculo de Excélsior se hizo sobre el promedio de recaudación por auto en circulación que tenían los estados en los 15 años previos a que la Federación trasladara el cobro de la Tenencia a los estados, y se comparó con la recaudación por vehículo observada en los años posteriores, teniendo en cuenta también la evolución del aumento del parque vehicular en cada estado.

El Inegi señala que siete estados no reportan ingresos por concepto de tenencia, y son Chihuahua, Guanajuato, Jalisco, Michoacán, Morelos, Sonora y Tabasco.

Carlos Brown, socio fundador del Instituto del Sur Urbano (SUR), explicó a Excélsior que el de la tenencia vehicular es un ejemplo de dar obligaciones a los estados con los incentivos incorrectos.

»Nuestro federalismo fiscal debe pasar de uno competitivo a uno cooperativo. Lo que pasó con la tenencia fue que los estados ‘compitieron’ para ver quién cobraba menos para verse ‘más atractivos’. Fue la famosa ‘carrera hacia abajo’. En lugar de eso, lo que necesitamos es que más bien haya un federalismo el cual incentive a los estados  a hacer acuerdos para cobrar más impuestos y con ello proveer más y mejores servicios públicos a la población», afirmó Brown.

ESTO DICE EL IMCO

El Instituto Mexicano para la Competitividad defiende el cobro de la tenencia porque:

  • Reduce la desigualdad.
  • Contribuye al combate contra el cambio climático.
  • Tiene beneficios sobre la salud pública.
  • Reduce costos de infraestructura asociada a los autos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *