Publicado en Destacado, NACIONAL.

Ciudad de México. En la primera quincena de julio, el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) aceleró a su mayor nivel en seis años, tuvo un alza de 0.36 por ciento respecto a la quincena inmediata anterior y una inflación anual de 3.59 por ciento, reportó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

El índice de precios subyacente –donde se agrupan las mercancías y servicios menos propensos a variar- tuvo un incremento de 0.25 por ciento quincenal y de 3.84 por ciento anual; el no subyacente subió 0.69 por ciento quincenal y 2.79 por ciento anual.

Entre los componentes que mide el INPC, los energéticos tuvieron la mayor alza. De hecho, la gasolina de bajo octanaje se encareció 3.03 por ciento, el gas doméstico LP, 1.21 por ciento y la gasolina de alto octanaje 2.84 por ciento. Los tres entre los 10 productos que más pesaron en la inflación de la primera quincena de julio.

También destacan el pollo (1.57 por ciento); la cerveza (1.48); la papa y otros tubérculos (5.91); restaurantes (0.44); el transporte aéreo, que luego de aumentar operaciones sus precios lo hicieron en 6.52 por ciento; el frijol (1.67) y las loncherías y fondas 0.18 por ciento.

Las ciudades donde se registra el mayor aumento de precios son Hermosillo, Sonora; Aguascalientes, Aguascalientes; Villahermosa, Tabasco; Tijuana, Baja California y Campeche, Campeche, destacó Inegi.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *