Publicado en Destacado, INTERNACIONAL, NACIONAL.

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, anunció que ya se iniciaron las gestiones con el gobierno de Canadá para lograr la extradición del extitular de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) de la PGR, Tomás Zerón de Lucio.

Durante la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador, Ebrard explicó que la Cancillería se encuentra en contacto con el gobierno canadiense para concretar la extradición del funcionario acusado en México de tortura y alteración de evidencias en la investigación sobre el secuestro y desaparición de los 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa.

“Ahora estamos iniciando algo similar en Canadá con Tomás  Zerón, impunidad no va a haber. Parte de nuestra función en la SRE es garantizar que cuando hay casos de esa naturaleza, la extradición ocurra, porque es una responsabilidad esencial de nuestra secretaria garantizar que esos procedimientos se hagan conforme a las leyes de los diferentes países y se tenga éxito”, sentenció.

De acuerdo con la Fiscalía General de la República (FGR), existe incluso una “ficha roja” para que Interpol detenga de forma inmediata a uno de los principales colaboradores del expresidente Enrique Peña Nieto en materia de seguridad.

En este marco, Ebrard descartó que la detención el exgobernador de Chihuahua, César Duarte, haya sido motivo de negociación previo a la visita del presidente López Obrador a la Casa Blanca y, por el contrario, aclaró que este tema no formaba parte de la agenda.

El titular de la SRE agregó que cuando llegó a la Cancillería se descubrió que el expediente de extradición estaba plagado de irregularidades, por lo que personal a su cargo tuvo que rehacer el expediente y volver a integrar el procedimiento de extradición en contra de Duarte Jáquez.

Expediente deficiente

Explicó que existe una orden de extradición contra César Duarte que incluye 16 de las 20 órdenes de aprehensión giradas por la Fiscalía General de Chihuahua contra el exgobernador priista por delitos como peculado y desvío de recursos públicos.

Al exmandatario chihuahuense se le vincula con la llamada Operación Safiro, un operativo que consistió en desviar al menos 650 millones de pesos provenientes de recursos federales hacia campañas electorales del PRI, simulando contratos con diversas dependencias a nivel estatal.

“En el caso de César Duarte encontramos un expediente con muchas deficiencias y entonces era muy difícil tramitar la extradición con éxito, entonces tomó mucho tiempo rehacer la documentación correspondiente de acuerdo con la ley de Estados Unidos”, detalló.

Al responder a una pregunta sobre la coincidencia de la captura del exmandatario chihuahuense con la visita de López Obrador a Trump, Ebrard explicó que la extradición de César Duarte fue solicitada al Fiscal General de Estados Unidos, William Barr, durante su última visita a México, ya que no se puede permitir que ese país se convierta en “un espacio de protección” de personas que “deban dar la cara” ante la justicia de nuestro país.

“Las instrucciones que recibimos por parte de la Presidencia de la República desde el primer día de gobierno, es no impunidad, por consiguiente, todo proceso que tenga que ver con esto debe integrarse conforme a la ley, para que las personas involucradas sean procesadas y los jueces resuelvan”, concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *