Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

La muerte del general iraní Qasem Soleimani tras el ataque con un dron de Estados Unidos en Irak, estamos en «la línea» de una nueva guerra, afirmó la internacionalista Cynthia de la Portilla.

«Puede pasar que en algún momento se logre cierta negociación, eso no significa que vaya a eliminar las tensiones, no; en algún momento dado Jamenei, que es el Ayatolá citó al primer Ayatolá que es el autor de la Revolución Iraní, quien dijo que Estados Unidos no puede hacer un carajo».

El gobierno de Donald Trump se vería «beneficiado» de tener una guerra porque «difícilmente» un gobierno que está en la carrera de la reelección pierde los comicios si se encuentra en un conflicto armado, es algo que «nos ha enseñado la historia de Estados Unidos».

Por lo tanto, «yo creo que es una oportunidad construida por parte de Donald Trump en ese sentido, y si lo vemos desde ese análisis yo diría sí».

Sin embargo visto como un juego de poderes, sería «apresurado» iniciar una nueva guerra con Irán cuando aún no ha podido retirar a militares de Afganistan, que se ha vuelto muy larga que incluso la de Vietnam.

«Entonces aquí hay un juego de ver hacia dónde se va a girar el barco para ver qué es lo que va a llevar a cabo, que puede terminar en una guerra sí puede, claro que puede y sería terrible».

De llegar hasta ese punto, las consecuencias internacionales serían múltiples, pero destacó que ya Medio Oriente está sumida en una tras otra crisis humanitaria.

En materia económica es probable que se dispare el precio internacional del petróleo, lo que podría beneficiar a países como México y Venezuela, no obstante hay que tener cuidado sobre qué tan conveniente es dar poder económico a unos cuantos gobiernos, puntualizó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *