Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Más de 100 personas murieron hoy y otras 40 resultaron heridas en un bombardeo de la coalición árabe liderada por Arabia Saudita contra un centro de detención en la ciudad de Dhamar, oeste de Yemen, donde se encontraban al menos 185 prisioneros políticos.

Los ataques se registraron durante la madrugada de este domingo en las instalaciones del Colegio Comunitario de Dhamar, un complejo al norte de la ciudad utilizado como centro de detención por el movimiento rebelde Al Houthi, que controla amplias zonas de Yemen.

Yusuf al-Hadri, portavoz del Ministerio de Salud del movimiento rebelde informó que al menos 60 personas murieron en los ataques aéreos contra la prisión de Dhamar, mientras que 50 más resultaron heridos, sin embargo la oficina de la Cruz Roja en Yemen cifró en más de 100 los muertos y 40 los lesionados.

Algunos sobrevivientes informaron que hubo entre tres y seis series de ataques contra el complejo de retención de dos niveles, donde estarían recluidos entre 185 y 200 personas, y habría sido destruido casi en su totalidad, “Estábamos durmiendo, cuando iniciaron los ataque”, indicó un hombre.

«Hay tres edificios afectados y el edificio donde se encontraban los detenidos, la mayoría de ellos ha muerto», indicó Franz Rauchenstein, jefe del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) en Yemen luego de visitar la zona de los ataques y a los sobrevivientes en el hospital, informó la televisión Al Yazira.

En una publicación en su cuenta oficial en Twitter, Rauchenstein informó que la oficina del CICR en Yemen envió a Dhamar un equipo con suministros médicos urgentes, que pueden tratar hasta 100 personas heridas de gravedad y 200 bolsas para cadáveres.

Las víctimas estaban esperando su liberación como parte de un intercambio de prisioneros acordado con el gobierno del presidente Abd-Rabbu Mansour Hadi, reconocido por la comunidad internacional como el único legítimo en la República de Yemen, nombre oficial del país árabe.

 

Fuente: Notimex/doh/foto: archivo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *