Publicado en Destacado, NACIONAL.

En su intervención durante una gira del presidente Andrés Manuel López Obrador en Chiapas, el director del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Zoé Robledo, se equivocó al pronunciar “rompido”, aunque de inmediato corrigió por “roto”.

Al hacer uso de la palabra en la comunidad de Motozintla, Chiapas, el funcionario hacía referencia a las instituciones médicas que son símbolo del orgullo del instituto que dirige en donde “se encuentran doctores que han rompido récords”, aunque enseguida corrigió.

 

Zoé Robledo se disculpó argumentando que “los serranos son muy educados”.

 

Fuente:ElUniversal/Foto:Archivo/JAC

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *