Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

La administración del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció hoy ayuda adicional humanitaria para prisioneros políticos, activistas y desplazados en Cuba, Nicaragua y Venezuela en forma respectiva.

El directo de la Agencia estadunidense para el Desarrollo Internacional (USAID), Dan Green, señaló sin embargo que los nuevos fondos deben verse sólo como un alivio, pero no como una solución a los problemas que enfrentan esos países.

“Sabemos que la solución debe ser libertad humana y democracia”, mencionó Green en un foro del Centro de Estudios Estratégicos Internacionales (CSIS).

La USAID proveerá 750 mil dólares adicionales en ayuda humanitaria a los prisioneros políticos en Cuba.

Green indicó que los recursos ayudarán a facilitar intercambio de información, así como a documentar abusos a los derechos humanos

En Venezuela, la USAID estará movilizando 13.5 millones de dólares en nuevos fondos para quienes huyen de la “tiranía” del gobierno de Nicolás Maduro.

“Esto ayudará a proveer agua, servicios sanitarios y asistencia de equipo higiénico y programas de enfoque en Colombia y a lo largo de la región”, afirmó Green.

En Nicaragua, la agencia proveerá cuatro millones de dólares adicionales para apoyar a las organizaciones de la sociedad civil y otros que promueven reformas democráticas y derechos humanos.

El presidente Donald Trump impuso apenas el martes sanciones financieras a Rosario Murillo, vicepresidenta de Nicaragua y esposa del presidente Daniel Ortega, bajo acusaciones de uso indebido de recursos públicos y represión a activistas.

Las sanciones se extendieron a otros allegados de Ortega, incluido Néstor Moncada Lau, quien ha fungido como asesor del presidente nicaragüense para asuntos de seguridad nacional.

Todas las propiedades o intereses de Murillo y Moncada en Estados Unidos serán bloqueados por las autoridades estadunidenses.

Durante el foro, el senador demócrata Bob Menéndez criticó sin embargo que la administración del presidente Trump haya recortados los gastos de ayuda al exterior y al Departamento de Estado.

Asimismo, sostuvo que la amenaza de Trump de suspender la ayuda a los países de Centroamérica sería contraproducente a los intereses de Estados Unidos y no ayudará a resolver la crisis migratoria.

Menéndez calificó de “moralmente repugnante” haber lanzado gases lacrimógenos contra miembros de la caravana de inmigrantes en Tijuana y sostuvo que el problema sólo podrá ser resuelto atendiendo las causas que original el éxodo migratorio, como la pobreza, inseguridad y la falta de estado de derecho.

Fuente: Notimex/doh/foto: archivo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *