Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Familia apedrea a cocodrilo “solo para ver si era real” y no dejaron de lastimarlo hasta que lo vieron sangrar.

Varios miembros de una familia china que querían ver “si el cocodrilo que tenían ante ellos era real y estaba vivo“, le lanzaron piedras de varios tamaños hasta que lo vieron sangrar.

El animal, que descansaba en un zoológico de China, se mantuvo inmóvil al recibir la primera pedrada y no fue hasta que la familia lo lastimó lo suficiente, que este se movió, revelando que era, de hecho, un reptil real.

El cocodrilo de 37 años de edad, vive en un parque de la región de Xiamen, se llama Xiaohe y mide poco más de 5 metros de largo. Se considera que este ejemplar es el de mayor tamaño en cautiverio.

De acuerdo a fuentes locales, la familia, impresionada por el tamaño del animal de orígenes prehistóricos, lanzó piedras y al ver que no se movía, acabaron por lanzarle una roca de 17 centímetros que perforó su gruesa piel, provocando una hemorragia.

Al ver que el animal estaba sangrando, la familia decidió tomarse fotos con él.

Los cuidadores de los animales del zoológico, no vieron con buenos ojos la agresión, por lo que reportaron a los miembros de la familia con las autoridades locales, que constataron que Xiaohe había sufrido heridas en su cabeza y algunas de sus extremidades.

El ejemplar pertenece a una especie que se encuentra en peligro de extinción, por lo que está protegido por las leyes de China.

Los culpables de la agresión tendrán que pagar varias multas y además, serán castigados por el gobierno.

Xiaohe, por otro lado, tiene un lento proceso de cicatrización, así sus heridas no sanarán completamente sino hasta dentro de varios meses.

En internet, por otro lado, acusaron a la familia de ser irresponsable y no respetar la vida de los animales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *