Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

El gobierno de Canadá recordó hoy que siempre ha sostenido que una salida diplomática a la desnuclearización de Corea del Norte es “esencial y posible”.

A través de la cancillería, el gobierno dio la bienvenida al diálogo entre los líderes de Estados Unidos y Corea del Norte; además consideró un importante paso para el avance hacia la paz y la estabilidad en la península coreana.

El anfitrión de la recién concluida cumbre del Grupo de los Siete que se realizó el fin de semana en Quebec y que puso en evidencia las diferencias entre los líderes, señaló que la situación en la península no es regional, sino un asunto de seguridad y paz internacionales.

Ottawa dijo que estará “vigilante” de un futuro diálogo hacia un “completo, verificable e irreversible” desmantelamiento de los programas norcoreanos de armas de destrucción masiva y de misiles balísticos.

Refirió que las sanciones globales contra el gobierno de Kim Jong-un deben seguir hasta que Pyongyang “cambie su curso”.

“Al participar en esta reunión histórica, Corea del Norte ha demostrado su voluntad de debatir sobre la desnuclearización. Esperamos ver a Corea del Norte cumplir este compromiso con acciones concretas y avanzar decididamente hacia un futuro más positivo en interés de la gente de Corea del Norte y Corea del Sur”, indicó el comunicado de la cancillería canadiense.

En breve declaración a la prensa en la sede del Parlamento Federal, el primer ministro Justin Trudeau afirmó: “Apoyamos los esfuerzos del presidente de Corea del Norte y esperamos ver los detalles del acuerdo”.

Interrogado sobre los comentarios directos de Trump contra su persona al término de la cumbre del G-7, que se negó a firmar, el líder liberal se limitó a decir que “sólo me mantendré enfocado en defender los trabajos de los canadienses y apoyar el interés canadiense”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *