Publicado en Destacado, ESTATAL, NACIONAL.

El caso del ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa y su esposa Karime Macías, “me da la mayor repugnancia”, señaló el escritor e historiador, Enrique Krauze Kleinbort.

Afirmó que el ex mandatario veracruzano se convirtió en el “clavo más importante” en el “ataúd” del Partido Revolucionario Institucional (PRI).

“Que haber consentido o cobijado un gobierno estatal con ese grado de corrupción como se ha sabido ahora fue una vergüenza histórica de México”.

En el marco de su visita a Veracruz para presentar el libro “El pueblo soy yo”, indicó que en una democracia un gobierno que incurre o “cobija” esos actos “debe ser castigado”.

El gobernador que incurra en actos de corrupción debe ir a prisión “y el gobierno en las urnas”.

Cuestionado sobre su opinión respecto a la actual administración estatal de Veracruz dijo que no tiene un balance “y en todo caso un breve gobierno que en breve tendrá su fin porque hay elecciones”.

“Lo que el pueblo veracruzano decida estará bien decidido; entiendo que tienen una disyuntiva difícil y que hay una carrera (electoral) pareja, muy buena señal de democracia”.

Por lo tanto, serán los veracruzanos quienes decidirán si refrendan o castigan al actual gobierno que se encuentra en la parte final de su periodo de dos años.

El también miembro de la Academia Mexicana de la Historia sostuvo una reunión con integrantes de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) de Veracruz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *