Publicado en Destacado, NACIONAL.

El presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Luis Raúl González, pidió la creación de un protocolo de protección y seguridad para los alcaldes, luego de condenar el asesinato del presidente municipal de Jilotlán de los Dolores, Jalisco, Juan Carlos Andrade Magaña.

Dijo que no se puede cerrar los ojos ante la realidad “y desde luego debe haber protocolos para quien está haciendo objeto de intimidación, de hostigamiento y, sobre todo, de afectaciones a su integridad o a la vida”.

Reiteró que es responsabilidad de las autoridades enviar señales “muy claras” que deben erradicar estos delitos y solo se conseguirá cuando haya responsables, procesados y sentenciados.

Aseguró que el no dar justicia, viola los derechos humanos no sólo de la persona que fue agredida, sino también de los familiares y de la sociedad en general.

González Pérez aclaró que la CNDH hasta el momento no ha recibido de forma oficial la solicitud de apoyo ante la violencia que se ha registrado durante este proceso electoral.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *