Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Serguéi Skripal, un exespía ruso, y su hija resultaron inicialmente contaminados con un agente tóxico en su domicilio en Gran Bretaña.

Los especialistas identificaron los niveles de concentración más altos del agente neurotóxico, por el momento, en la puerta de entrada del domicilio en Salisbury”, aseguró Dean Haydon de la Policía metropolitana de Londres, conforme al diario The Guardian.

Rastros del agente tóxico fueron hallados en otras escenas (de la investigación) en las últimas semanas, pero en menores concentraciones que las que fueron halladas en el domicilio”, añadió.

Los detectives antiterroristas continuarán enfocando sus investigaciones en la casa durante las próximas semanas, y posiblemente meses.

Los investigadores aislaron los accesos y el banco del parque en el que fueron hallados inconscientes Skripal y su hija, así como el pub y el restaurante que también visitaron ambos, y la tumba de la esposa del ruso.

Las autoridades británicas acusan a Rusia del ataque porque el agente tóxico en cuestión, conocido como Novichok, fue concebido por el sector militar soviético hace décadas.

Por otra parte, ambos tienen muy pocas posibilidades de sobrevivir, según informó un miembro de la familia.

El pronóstico no es bueno, comentó a la BBC Viktoria Skripal, sobrina del exdoble agente. Añadió que en caso de que ambos sobrevivan, sufrirían daños de por vida.

También contó que la madre de Serguei Skripal todavía no sabe nada del envenenamiento porque se la está tratando de proteger ante las informaciones.

El ataque el pasado 4 de marzo, que luego también afectó a un policía que acudió en su ayuda, provocó indignación internacional y la expulsión de más de 150 diplomáticos rusos de cerca de una treintena de países.

Moscú niega rotundamente las acusaciones y exige estar involucrado en la investigación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *