Publicado en Destacado, NACIONAL.

La Coordinación Nacional del programa Prospera lamentó los hechos ocurridos en Ahuacuotzingo, Guerrero, en donde fueron acribilladas siete personas, cinco de ellas policías, durante una emboscada en la que les robaron 997 mil pesos que entregarían a sus afiliados.

Lo más valioso es la vida de mexicanas y mexicanos y hoy lamentamos la pérdida de servidores públicos que cumplen con su trabajo.

“Para las y los beneficiarios que no recibieron hoy su apoyo por estos sucesos, se les informa que éste ha sido reprogramado”, difundió la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) en un comunicado de prensa.

La dependencia federal aseguró que, pese al asalto, en el que murieron dos trabajadores del Banco Nacional del Ahorro y Servicios Financieros (Bansefi) y cinco policías, la entrega de recursos está garantizada en la entidad.

Prospera indicó que, a través de Bansefi, se traslada y entregan apoyos a 6.7 millones de familias, de las cuales 62% acude cada bimestre a centros de atención temporales, ubicados en las más de 9 mil comunidades beneficiadas con el programa.

Bajo este esquema, explicó, permite acercar los recursos a las familias que, por su condición de vulnerabilidad, requieren de los apoyos.

La mañana del martes, un comando armado emboscó y acribilló al personal de Bansefi y de la Policía Municipal, en una brecha cercana a la comunidad de Zompazolco, en Ahuacuotzingo, en la región de la Montaña de Guerrero.

La mujer policía que sobrevivió al ataque pidió auxilio vía telefónica y reportó el atraco, en el que los ladrones se hicieron de 997 mil pesos. (Excélsior)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *