Publicado en ACAYUCAN, Destacado.

Desde el 2011 ha venido luchando por sus derechos como trabajador de la empresa Diconsa S.A. de C.V., quien decidió ignorarlo cuando se accidentó en horas de trabajo un 14 de agosto del año mencionado; sin embargo, ahora se enfrenta a una demanda por el supuesto delito de la falsificación de documentos, misma que fue puesta por médico que lo trató en aquel entonces y que ahora dice desconocerlo.

Crispín González Ramos mencionó que actualmente la Empresa Diconsa S.A. de C.V. está actuando en su contra aunque tiene muy claro que no son los funcionarios federales que están detrás de todo esto, e indica que todo porque tiene la razón y ha sido el único que ha logrado enfrentar a la empresa con pruebas sustentables.

En entrevista con este medio, mencionó que no le importa si tiene que encuerarse en la Ciudad de México en Palacio Nacional para que le hagan caso los altos mando de Diconsa, sin embargo sostiene que una de las trabas que le han puesto es un delito del cual asegura no haber cometido.

«Nuevamente la empresa Diconsa ha actuado fríamente, han cumplido con el mandato no se de quienes porque no es el gobierno federal, desgraciadamente siento que son los funcionarios públicos que están realizando en mi contra, he sido demandado por la empresa con quien presté mis servicios derivado de un accidente 14 de agosto del 2011, en cumplimiento de mis actividades, se estableció el proceso penal, amputando actos como estado de embriagues donde demostré que nunca estaba tomado, hoy me demandan por el supuesto delito de falsificación de documentos, y señalan que mi intención únicamente es obtener beneficios, lucro y que estoy actuando en contra de la empresa y el erario federal, cosa que es mentira».

Este ciudadano quien tiene su domicilio en la colonia Chichihua, comentó que pide respeten sus derechos, cosa que Diconsa nunca ha logrado entender esto, y platica más a fondo del supuesto delito del que es señalado donde el doctor Jesús Manuel Constantino dice no conocer a este hombre.

«Siempre he pedido que se respeten mis derechos cosa que no lo han hecho, y se me pague lo que me corresponde, ahorita salen con el argumento de documentos falsos, cuando recibí la atención médica de parte del doctor Jesús Manuel Constantino Hernández, se dieron los hechos de atención médica y reclamé a Diconsa que esto lo trataran con la aseguradora, me negaron la atención médica y solicité la particular y ahora me dicen que todo es mentira que yo armé todo, y la empresa me demanda sin procedimiento alguno, sin saber que estaba pasando, esto ocurre el día 6 de octubre, estoy tres días en el Cereso Regional de Acayucan como un delincuente, sin saber y desconocer, porque no me notificaron demanda o procedimiento, no sé si las demandas son sorpresas, nunca me notificaron nada, argumentan que el supuesto delito acreditado con veracidad, desgraciadamente tengo desde el 2011 desde el accidente del 14 de agosto, luchando contra las injusticias a una negligencia e irresponsabilidad de obligaciones laborales, me han provocado daños materiales y a mi familia, estoy endeudado gracias a ellos, salí bajo fianza con una causa penal 462016, ahora voy a enfrentar un proceso penal del cual no he cometido».

Aunque ahora tiene que estar presente en el proceso que le han amputado, mencionó que será dentro de las primeras horas de hoy miércoles cuando se presente a declarar, pese a que se encuentra delicado de salud.

«Clínicamente tengo diagnosticado varios problemas en la columna, tengo dañado desde la cervical hasta la lumbar, la rodilla la tengo dañada, tengo problemas neurológicos, discopatía, diagnosticado por el Instituto Mexicano del Seguro Social; le solicité a la empresa de una clínica, un hospital, no hicieron caso y tuve que buscar mi atención, son recursos propios que erogué y se me acusa de falsificación de documentos expedidos por el doctor Constantito Hernández, quien ahora se argumenta y niega conocerme, radica en la calle Allende, me atendió en su domicilio, y pienso que los funcionarios ya lo billetearon, y es triste que después de ser un servidor público dedicado al trabajo porque dicen que fue un domingo mi accidente que no laboraba, les he comprobado que todos los días laboraba y niegan rotundamente que no laboraba los domingos».

Sostuvo que la empresa Diconsa S.A. de C.V.  se niegan a cumplir  con las responsabilidades, tanto que se han negado al pago del seguro de invalidez.

«Diconsa me dice que ya no sirvo para ellos, sin embargo nunca me han dicho cuanto me corresponde, si necesito algo, ni que es lo que me corresponde como trabajador, se han ido con dolo y prejuicios en mi persona, afectando mi salud y la de mi familia».

Hizo un llamado al gobernador Javier Duarte de Ochoa y al presidente de la república Enrique Peña Nieto, a que sea analizado su caso donde la empresa Diconsa se niega a responder por el accidente que sufrió Crispín González Ramos un domingo como los tanto que asegura con papel en mano haber laborado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *