Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Como si se tratase de una película de acción, un mecánico de la aerolínea Horizon Air, quien atravesaba un cuadro de depresión, decidió tomar un avión sin pasajeros y despegó del Aeropuerto Internacional de Seattle este viernes por la noche y fue perseguido por cazas militares antes de estrellarse en una isla en el Puget Sound.

Medios internacionales que cubren este caso indicaron que el hombre de 29 años estaba “haciendo acrobacias aéreas o simplemente por falta de habilidad como piloto”, dijo el departamento del sheriff del condado Pierce.

Ed Troyer, portavoz de la oficina, dijo en Twitter que el hombre estaba “suicida” y que el incidente no está conectado con terrorismo.

Video mostró el Q400 de Horizon Air trazando grandes círculos y realizando otras maniobras peligrosas a la puesta del sol en el Puget Sound. No había pasajeros a bordo.

Las autoridades dijeron inicialmente que el hombre era un mecánico, pero Alaska Airlines dijo más tarde que se piensa que era un agente de servicio empleado por Horizon.

Esos empleados dirigen a los aviones para el despegue y el acercamiento a las puertas, entre otras tareas.

Testigos reportaron ver el avión siendo perseguido por aviones militares, antes de estrellarse cerca de la isla Ketron, al suroeste de Tacoma, Washington. Troyer dijo que aviones caza F-15 despegaron inmediatamente de Portland, Oregon, y estaban en el aire “en minutos” y que los pilotos “mantuvieron a salvo a la gente en tierra”.

“Hay mucha gente que me quiere. Va a decepcionarles oír lo que hice … soy un hombre acabado, quizás me faltan unos tornillos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *