Publicado en Deportes, Destacado, NACIONAL.

De forma milagrosa los jugadores de los Tiburones Rojos del Veracruz salvaron la vida la noche de este lunes luego de que, una turbina del avión en que viajaban rumbo a Cancún explotó cuando apenas llevaban aproximadamente 15 minutos de viaje, afortunadamente la experiencia del piloto les permitió regresar al aeropuerto.

Luego de varios problemas por adeudos finalmente iniciaron el viaje a Cancún el cual tuvo que ser suspendido, fuentes cercanas al club indican que por instrucciones del cuerpo técnico, los trabajos de pretemporada estarán dando inicio en el puerto de Veracruz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *