Publicado en Destacado, INTERNACIONAL.

Un hombre asesinó, al grito de Alá es grande, este martes, a dos policías y a un civil en la ciudad belga de Lieja, antes de ser abatido por las autoridades.

El suceso ocurrió sobre las 10:30 horas locales (9:30 GMT) en el centro de la ciudad, a unos 100 kilómetros al este de Bruselas.

Según la agencia de noticias Belga, después de matar a los policías y a un civil que se encontraba dentro de su vehículo, el tirador se atrincheró en una escuela secundaria, donde tomó a una mujer como rehén.

Las fuerzas del orden intervinieron y lograron neutralizarlo.

Dos policías resultaron heridos en el altercado.

Las autoridades no han divulgado la identidad del asesino y desconocen por el momento si se trata de un atentado terrorista.

Sin embargo, testigos consultados por la agencia Belga afirman haber oído al hombre gritar “Allah akbar” (Dios es el más grande, en árabe) al ser alcanzado por los disparos de la policía.

El centro de crisis belga acompaña las investigaciones, informó el ministro del Interior, Jan Jambon, en su cuenta de la red social Twitter.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *