Publicado en ACAYUCAN, Destacado, Principal, REGIÓN SUR.

  • ++ En la comunidad de Almagres se incrementa el ausentismo de alumnos en la telesecundaria “Emiliano Zapata” por un supuesto “virus”…
  • ++ Solo confirman malestares en 10 alumnos; desde la semana pasada directivos y maestros dieron parte a autoridades de salud, al igual que educativas; ya hay atención…

 

VIRGILIO REYES LÓPEZ

 

Después de la publicación en redes sociales y algunos medios de comunicación del supuesto contagio de un “virus” que causado diversos malestares a por lo menos 10 alumnos (oficial), se ha incrementado el asentimos en la telesecundaria “Emiliano Zapata” en la comunidad de Almagres.

La alerta ha crecido entre los padres de familia, algunos de los cuales han tomado medidas preventivas y prefieren no enviar a sus hijos hasta que las cosas se calmen o por lo menos se aclaren, si es o no algún tipo de virus que ha afectado la salud de los alumnos, quienes por lo menos 2 coinciden que les ha imposibilitado caminar.

Los directivos mostraron a medios de comunicación los oficios dirigidos tanto a las autoridades educativas, al igual que a las del Sector Salud, par advertir lo que está sucediendo. Esto quedó registrado en un acta de hechos que se realizó, ahí se narra tal vez lo que originó todo una psicosis generalizada, el deceso de una alumna y el posible padecimiento de otra más del síndrome de “Guillain Barré”, mismo que tomó relevancia tras presentarse en el 2016 casos de Zika en al región, pues originó casos así.

El acta como de hechos como se muestra en esta misma publicación, refiere que una alumna del plantel oriunda de la comunidad de San Isidro lamentable falleció (sin que ahora se informe las causas reales); posterior a la visita del pésame, se enteraron de que una alumna del mismo plantel había sido atendida en una clínica de Acayucan con síntomas parecidos a lo de la primer alumna.
A petición de un familiar de la alumna enferma se pide que se informe del posible padecimiento del síndrome de “Guillain Barré”, esto se hizo desde el pasado 16 de abril.

Lo que ha seguido es una serie de rumores, vía WhatsApp, redes sociales, lo que provocó mayor temor. Los directivos del plantel notificaron que no sólo se acordó el fumigar el plantel para el próximo viernes, sino que también se precisó que esto se puede hacer extensivo a la comunidad, pues a pesar de que ya llegaron epidemiologos a atender la situación, sigue la desconfianza.

“Tenemos por parte de los maestros reportados 10 niños enfermos, con diferentes padecimientos porque han ido a diferentes doctores, van aquí al Centro de Salud, van a Sayula, van a Acayucan, están 2 en Coatzacoalcos, no sabemos lo que sucede. Desafortunadamente también tenemos ausencia por miedo. Tenemos más de 2 semanas con esto, los niños se han venido enfermado, se hizo el llamado al Sector Salud, ya hicieron campaña de prevención y para promocionar medida higiénicas para evitar enfermedades infectocontagiosas, hoy (ayer) los alumnos hicieron limpieza en su salón, también tuvimos apoyo de un doctor, ya nos proporcionó información para tomar medidas preventivas, no puedo asegura que existe algo porque no soy doctora, nos llama la atención la ausencia, por ahora no hay nombre de esta enfermedad”, relató la directora.

Las clases no se han suspendido, lo que sí, son parte de los exámenes, pues se tienen la ausencia de 10 alumnos por enfermedad, pero también por temor se da un número mayor.

Las autoridades municipales han confirmado la presencia de personal del área de epidemiología que atiende los sucedido en la comunidad; por ahora no hay nada claro, lo que sí han preferido algunos padres de familia es no llevar a sus hijos al doctor.

 

“El síndrome de Guillain-Barré es un trastorno poco común que hace que el sistema inmunitario ataque el sistema nervioso periférico. Los nervios del sistema nervioso periférico conectan el cerebro y la médula espinal con el resto del cuerpo. La lesión de estos nervios dificulta la transmisión de las señales. Como resultado, los músculos tienen problemas para responder a las señales del cerebro. Nadie conoce la causa de este síndrome. Algunas veces, es desencadenado por una infección, una cirugía o una vacuna.

El primer síntoma suele ser debilidad o una sensación de hormigueo en las piernas. La sensación puede extenderse a la parte superior del cuerpo. En casos severos, el paciente queda casi paralizado. Esto puede poner en riesgo la vida de la persona. Puede ser necesario usar un ventilador mecánico para ayudar con la respiración. Generalmente, los síntomas empeoran en un período de semanas y luego se estabilizan.

El síndrome puede ser difícil de diagnosticar. Dentro de los exámenes médicos posibles se incluyen exámenes neurológicos y una punción lumbar. La mayoría de las personas se recupera. La recuperación puede tomar algunas semanas o algunos años. El tratamiento ayuda con los síntomas y puede incluir medicamentos o un procedimiento llamado intercambio de plasma”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *