Publicado en Destacado, NACIONAL.

Este martes se llevaron a cabo los funerales de las cinco víctimas del choque del automóvil Pontiac G3, conducido a exceso de velocidad por un menor de 12 años de edad, en el que además tres niños más resultaron lesionados en Tláhuac.

En la ceremonia litúrgica de Jeovani, el sacerdote Heriberto Ortega señaló que dentro del dolor que representaba está perdida, la comunidad debería de darse cuenta en que estaban fallando para que se registraran este tipo de tragedias.

Familiares y amigos de la Secundaria Técnica 95 iban de un sepelio a otro, la misa de Jeovani fue programada a las 14:00, al igual que la de Brisa, la de Kevin a las 16:30 horas, la de Fernanda a las 16:00 horas.

IMAGEN buscó a los padres de las víctimas, pero sólo quisieron hacer comentarios fuera de cámara.

Javier, padre de Kevin calificó a su hijo como un niño ” muy carnavalero” que participaba con él en la comparsa familiar que tenían en el pueblo de Santa Catarina Yecahuízotl, en Tláhuac, era de fibra, lo mismo en castillos, en toritos de cohetes, ahí estaba su hijo.

Javier confirmó que los adolescentes venían del carnaval cuando se encontraron con Luis Eduardo, el padre de este menor fallecido sostuvo que no conocían al conductor del vehículo, y sólo sabían que vivía en ese pueblo.

La madre de Brisa también coincidió en señalar que no sabían de la existencia de Luis Eduardo, dijo que su hija era ” muy querida y muy divertida”, la prueba es que su sepelio fue el más numeroso, más de 200 personas rindieron respeto al féretro blanco que estaba sobre la calle a unos metros del panteón de Santa Catarina. Esta niña de 13 años fue sepultada ayer mismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *