Publicado en Sin categoría.

El Juez de Control, Luis Roberto Juárez López determinará el próximo martes si el ex secretario de Seguridad Pública, Arturo Bermúdez Zurita será vinculado o no a proceso, por los presuntos delitos de abuso de autoridad y tráfico de influencias.

El 28 de noviembre  del 2017 el Segundo Tribunal Colegiado en Materia Penal del Séptimo Circuito otorgó un amparo al ex secretario de Seguridad Pública, al ex jefe de la Unidad Administrativa de la SSP, Alejandro Contreras Uscanga y al ex socio y empresario, Roberto Esquivel Hernández los cuales fueron acusados por la Fiscalía General del Estado (FGE) en noviembre el año 2016 por los delitos de abuso de autoridad e incumplimiento de un deber legal.

Este jueves 04 de enero, en la audiencia celebrada por el juez de Control se acató la orden del juez federal en el sentido de que se debe reponer el proceso de investigación de la FGE de estos tres ciudadanos señalados.

En la audiencia del próximo 09 de enero,  la autoridad jurisdiccional determinará si el socio del ex funcionario estatal, el empresario Roberto Esquivel Hernández acusado por el presunto delito de tráfico de influencias será o no vinculado a proceso.

En el caso del Jefe de la Unidad Administrativa de la Secretaría de Seguridad Pública, Alejandro Contreras Uscanga, el juez de control indicó que su proceso legal está suspendido mientras la FGE investiga su estado de salud, porque en la audiencia su defensa presentó pruebas de que está enfermo de diabetes, sus riñones funcionan sólo en un 30 por ciento y poco a poco ha perdido el sentido de la vista.

En el amparo federal obtenido por Bermúdez Zurita, se le indica a la FGE que deberá solicitar una vez más la vinculación a proceso del acusado, pero deberá formular nuevos argumentos para acusarlo, sin que agregue más pruebas de las ya presentadas en las audiencias anteriores.

Este jueves en la audiencia acudió el empresario Roberto Esquivel acompañado por sus abogados y Alejandro Contreras no acudió, pero sus abogados solicitaron al juez de control que las audiencias de su defendido se realicen en la Ciudad de México, dónde ahora vive él para recibir las atenciones médicas.

Los abogados de Alejandro Contreras pidieron al juez que la siguiente audiencia se llevó a cabo a través de una video conferencia tal y como se hizo la audiencia intermedia, cuando su defendido aún vivía en Xalapa, en la Unidad Fovissste.

Al solicitar la FGE la vinculación a proceso en contra de Bermúdez Zurita, los fiscales refirieron que existe un oficio del registro público de la propiedad en el que se detalla la relación empresarial con Roberto Esquivel y un familiar del ex secretario de Seguridad Pública.

Aun cuando la ley impide al ex servidor público otorgar contratos a familiares, Arturo Bermúdez y Alejandro Contreras cedieron un contrato el 29 de febrero del 2016 a Roberto Esquivel, para la contratación de la empresa “Guardias profesionales en seguridad privada”.

En la audiencia, la FGE refirió que Roberto Esquivel exigió el pago de un contrato de 71 millones 747 mil 852 pesos, sin embargo la defensa del acusado señaló que el amparo concedido por un juez federal se ordenó que no se deben utilizar documentos como el oficio del Registro Público de la Propiedad.

Al respecto, los fiscales aclararon que ellos no se refieren a la empresa “Guardias profesionales en Seguridad Privada” sino a otras cuatro, que son Grupo Profesional de Alarmas, Circulo Oval del Sureste, Grupo Profesional de Resguardo S.R. and Friends Veracruz.

Al iniciar una serie de alegatos la defensa de los acusados y los fiscales, el juez de Control determinó dar la continuación de la audiencia el próximo martes 09 de enero a las 10.00 horas, con Arturo Bermúdez y Roberto Esquivel, porque Alejandro Contreras se encuentra enfermo y la FGE deberá investigar si de verdad está impedido para acudir a la sala de juicios orales en Pacho Viejo.

Debido a que esta audiencia acudieron amigos y amigas del ex titular de la SSP, cuando el juez dio por terminada la audiencia, le cantaron las tradicionales mañanitas porque cumplió años.

En las inmediaciones de las salas de juicios orales, una vez más se montó un operativo de seguridad con cuatro patrullas de la secretaría de Seguridad Pública y cuando Arturo Bermúdez salió de la audiencia para subirse a la camioneta que lo habría de llevar a su celda en el penal de Pacho Viejo, fue cubierto por los policías, para que los medios de comunicación no le tomarán fotografías.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *